Manta Ray, los espíritus ausentes, de Phuttiphong Aroonpheng

Manta Ray, los espíritus ausentes (Kraben Rahu, Tailandia-Francia-China, 2019) /Guion y Direción: Phuttiphong Aroonpheng.

Reparto: Wanlop Rungkamjad, Aphisit Hama, Rasmee Wayrana. / Fotografía: Nawarophaat Rungphiboonsophit. / Música: Christine Ott, Mathieu Gabry. Vista en el 39 Foro Internacional de Cine en Cineteca Nuevo León.

por: Enrique López Arvizu

Espíritus compasivos.

Pocas veces un director consigue en su primera película un relato profundo y con una poderosa impronta en su realización, es el caso del debut de Phuttiphong Aroonpheng, una película fuera de serie.

Un pescador, Nobi (Wanlop Rungkumjad), recorre las costas en buscas de piedras que le ayudan en la pesca de mantarrayas, cuando se adentra en el bosque encuentra a un hombre mal herido (Aphisit Hama), un inmigrate de Myanmar (ex Birmania) al parecer mudo, o que no quiere hablar.

Nobi lo sana, cuida y le hace compañía, incluso le otorga un nombre, Thongchai en honor a una estrella pop y empieza a nacer una entrañable amistad entre ellos donde Nobi incluso le comparte intimidades, pero un día Nobi sale a pescar y desaparece, de a poco, Thongchai empieza a ocupar su lugar en su trabajo, en su casa y en la comunidad, hasta que un día aparece una mujer.

El relato de Aroonpheng es enigmático, por lo que hay que acercarse con curiosidad y sobre todo paciencia, casi nada de lo que se muestra es explicado de manera explícita y cada tanto se insertan momentos que rozan lo fantástico, aunque siempre lo consigue de manera orgánica y no se resiente, dando forma a una película atractiva, misteriosa y de una particular belleza.

Dentro de la película nada resulta ser como lo aparenta en un inicio, y en un momento pareciera que el relato se torna circular, pero nunca llega a ser ininteligible o confuso incluso cuando aparecen algunas vueltas de tuerca en el guion, pero si que es una película bella y de una humanidad total.

Un drama duro pero un cierto encanto y una belleza evidente en cada plano, con algunos momentos que recuerdan al cine de su compatriota Apichatpong Weerasethakul, pero con bastante personalidad, poco común en un debut.

 

Manta Ray, los espíritus ausentes, de Phuttiphong Aroonpheng reviewed by on 8 octubre, 2019 rated 4.0 on 5.0
%d personas les gusta esto: