Malacopa, de Armando Casas

Malacopa (Malacopa, México, 2018) / Dirección: Armando Casas.

Reparto: Luis Arrieta, Luis Ernesto Franco, Danna Garcia, Alfonso Arau, Hector Kotsifakis, Leonardo de Lozanne, Tamara Mazarraza, Homero Ferruzca, Saúl Mercado, Luis Koellar, Alan Del Castillo, Yoshio. / Guion: Rafael Gaytán, Eric Arcos Maldonado (Historia: Herminio Ciscomani). / Fotografía: Alejandro Cantú. / Música: Poncho Toledo. Estreno viernes 21 de septiembre de 2018.

por: Enrique López Arvizu

¿Tiene problemas? Póngase pedo.

El cine mexicano comercial sigue apostando a la comedia, y en este caso, da un paso en falso en una historia que toma como base la historia de un personaje con serios problemas de personalidad, en la más reciente película de Armando Casas, director de ‘Un mundo raro’.

Mateo es arquitecto y trabaja en una importante firma, cuando está por llevarse a cabo una importante junta para presentar un nuevo proyecto, su jefa Ayami (Tamara Mazarraza) decide que sea él y no su compañero (Hector Kotsifakis) quien haga la presentación.

El problema para Mateo es que es un tipo sumamente introvertido, por lo que recurre a los consejos de su difunto padre (Alfonso Arau), quien le dejó como recuerdo una pachita o licorera de bolsillo la cual lleva consigo el día de la junta, y ante un inicio que parecía desastroso, sale de la oficina y bebe un poco del contenido, provocando que su personalidad más agresiva y segura salga a flote (Luis Ernesto Franco) y sea él quien termine exitosamente la presentación, pero que, por otro lado, terminará metiéndolo en infinidad de problemas.

La película de Casas busca ser una comedia reflexiva, que se mezcla además con notas de comedia romántica y algunos breves momentos de intriga que dan como resultado un extraño hibrido que no termina de cuajar, tomando temas como son los problemas de personalidad de un joven profesionista que, según la historia que se narra, se lo ayuda a vencerlos a través del alcohol.

Y es en esa parte en la que el relato se traba, ya que tratándose de una comedia uno espera que el tema del alcoholismo sea manejado con cuidado y respeto y no solo como una herramienta del guion que ayude a generar el humor, pero la manera en que el tema es tratado es desafortunada, siempre visto desde la banalidad que impera en la película.

Pero los problemas de ‘Malacopa’ no terminan ahí, la comedia es de trazo grueso, necesitando llenar la pantalla con personajes estereotipados (los japoneses practican todo el tiempo artes marciales, un diálogo señala que los arquitectos no son lo suficientemente masculinos o el gringo que viene a México siempre termina muy borracho, en una de las decisiones menos afortunadas de la película que pone a Sergio Zurita como ciudadano estadounidense y siempre hablando en inglés, en un momento breve pero insoportable), la narrativa es caótica, además el nivel de las actuaciones es muy bajo en una comedia malograda donde falla el humor y cuyo cuestionable mensaje se pierde entre lo banal de su realización.

 

Malacopa, de Armando Casas reviewed by on 24 septiembre, 2018 rated 1.0 on 5.0
%d personas les gusta esto: