El viñedo que nos une, de Cédric Klapisch

El viñedo que nos une (Ce qui nous lie, Francia, 2017) / Dirección: Cédric Klapisch.

Reparto: Pio Marmai, Ana Girardot, François Civil, Jean-Marc Roulot, María Valverde, Karidja Touré, Yamée Couture, Florence Pernel, Eric Caravaca, Jean-Marie Winling, Tewfik Jallab. / Guion: Santiago Amigorena, Cédric Klapisch. / Fotografía: Alexis Kavyrchine. / Música: Loïk Dury, Christophe Minck. Estreno viernes 09 de marzo de 2018.

0

por: Enrique López Arvizu

Tres hermanos.

Jean (Pio Marmai) regresa a la casa familiar en Bergoña, tras haber salido a conocer el mundo y establecerse junto a su mujer e hijo en Australia, el motivo de su regreso es el estado de salud de su padre, a quien puede visitar en el hospital poco antes de morir.

Ahora lo que queda para Jean y sus dos hermanos, Jérémie (François Civil) y Juliette (Ana Giradot), es decidir cómo manejar los asuntos relacionados con la herencia, y con el negocio familiar y demás propiedades, donde lo más complicado será lidiar con sus personalidades, sus inseguridades, temores y rencores, para poder decidir cómo continuar.

La nueva película de Kaplisch plantea un drama familiar, desde la relación de tres hermanos que deben enfrentarse a una nueva situación en su vida, ambientado en un viñedo en Borgoña, donde el proceso de producción del vino es el telón de fondo de sus vidas, desde los cuidados a las plantaciones, la degustación de uvas y su posterior cosecha, todo en un ambiente acogedor y con un buen aprovechamiento del lugar, el cual está bien insertado en la historia.

Kaplisch aprovecha y explota al máximo las postales del lugar, en ocasiones en demasía, y saca buen provecho desde lo visual al retrato de cada una de las estaciones que le sirven para demostrar el paso del tiempo, aunque con cierto regodeo hacia lo preciosista, lo mismo en cuanto a la música, que resulta excesiva y manipuladora.

El relato acierta en la interacción lograda entre los 3 personajes principales y sus respectivos conflictos, pero sobre el último tramo todo se centra en el hermano mayor y su conflicto conyugal.

Pero son más los aciertos que Kaplisch consigue en la definición y desarrollo de sus personajes, los cuales tienen una acertada progresión la cual se enriquece con las diferentes actividades que deben desarrollar en su labor diaria en el viñedo, lo que da como resultado una película que se disfruta, y si es con un buen vino, mejor.

 

El viñedo que nos une, de Cédric Klapisch reviewed by on 14 marzo, 2018 rated 3.0 on 5.0
%d personas les gusta esto: